Todo honor y toda gloria, amén.

Pues eso. Este debe ser uno de los primeros análisis que ha salido de la Nikon D850 y como era de esperar no es otra cosa que un encendido y rendido elogio.

Hay tropecientas mil muestras pero todas de tamaño sello. Eso si, hay unos cuantos recortes al 100% de esos que quitan el hipo.

El análisis tiene sabor a pasta y pizza pues viene de las Italias, y está hecho por un fotógrafo que se llama Francesco Spighi.

  • Podréis henchir el pecho de ardor patrio si sois nikonistas, o llorar amargamente si sois canonistas, entrando en Nikon Rumors
Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *