Muestras, muestras, muestras y muestras

Nunca he acabado de entender la manía de los galeristas (vamos, los que hacen galerías de muestras) de que cuando prueban un objetivo muy luminoso hagan todas las fotos a máxima apertura o casi.

En este caso han probado el Panasonic Leica DG Elmarit 200mm F2.8 Power O.I.S. sobre una Lumix G9, que es un 400 mm equivalente, y a pesar de tratarse de formato M43 no solo el enfoque es crítico sino que la profundidad de campo a plena abertura es tan fina como una lámina de grafeno, y eso se nota en la mayoría de las imágenes desluciéndolas un poco o un mucho.

¿ Que tal hubiera estado una galería con el 50% de imágenes a diafragmas abiertos y el otro 50% a diafragmas más dulces ? Para mi mucho mejor, sin duda. Pero yo no soy nadie y seguro que estoy equivocado.

Tagged with:
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.