Edelweiss o Flor de Nieve: Leontopodium alpinum
(se que esta foto es mala, pero es mía)

¿ A ver que os parece este tema ? Contado en plan bruto sería algo así.

Un señor va de paseo por la naturaleza y encuentra un lugar idílico que inmortaliza en una foto telefonillera geocodificada. La comparte en todas las redes sociales que en el mundo son y están. Miles de millones de personas se enamoran del lugar y gracias a la geocodificación se montan una excursión allí. El lugar queda arrasado y pierde para siempre el calificativo de idílico.

Ostras, confieso que me ha pillao desprevenido y no se que opinar. Por una parte ………………., pero por la otra ……………………..

Por ejemplo: yo guardo como oro en paño el único sitio donde hemos encontrado Edelweiss en el Valle de Benasque y no se lo he dicho a nadie.

¿ Que os parece a vosotros ?

Tagged with:
 

4 Responses to Las implicaciones metafísicas de la geolocalización en el entorno natural: un interesante y polémico tema para debate.

  1. Manuel C. Cid dice:

    Yo tampoco se lo diría a nadie.
    En zonas sensibles al deterioro por masificación pienso que se ha de limitar el acceso.

  2. Ramón dice:

    Nunca hay que difundir la localización de especies sensibles. Lo máximo cuadrícula de 10×10 km. a efectos de distribución para Atlas u otros artículos científicos. Y mucho cuidadito con enviar imágenes captadas con el móvil o con cámaras con gps, antes de enviar, eliminar datos EXIF sensibles (con mi móvil, simplemente recortando un poco la foto, desaparece la geolocalización)

  3. Daniel dice:

    Recuerdo un articulo sobre un tema similar publicado en xatakafoto que hablaba sobre un arbol que se hizo famoso por las redes … y la cosa termino muy mal

    https://www.xatakafoto.com/fotografos/la-historia-del-arbol-brocoli-y-un-nuevo-ejemplo-de-como-la-fotografia-puede-impactar-sobre-un-lugar

  4. Juanjo dice:

    En un safari por Namibia, a la caza (fotográfica) del rinoceronte, nos insistieron en ser muy cuidadosos al compartir las fotos. Habían detectado, que los furtivos rastreaban las redes para localizar a los casi extintos rinos. No había que dar pistas de localización, fecha, etc.
    Lo que nos parecía una acción inofensiva, podía acarrear la muerte de un extraordinario animal, por el supuesto cuerno afrodisiaco.
    Ahora soy mucho más consciente y me limito a compartir mis fotos, solo entre mis allegados.

    Hace varios años, descubrimos por casualidad, una zona con muchos Edelweiss. ¡Qué maravilla!
    Seguirán allí, puesto que la montaña no es un tresmil y además con un acceso complicado. Están protegidos de los depredadores, pero no está demás el Top Secret.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.