2

“El avionismo”: de cómo cazar aviones – un breve tutorial sobre esta afición “de altura”

No es un dron, ni un A380, pero es más divertido.

Afición que, por cierto, yo no comparto en absoluto, lo cual no quiere decir nada más que eso. Cada cual es muy libre de fotografiar lo que le venga en gana, faltaría más, este es un país libre con una sacrosanta e intocable Constitución que nos protege a todos, con un poder político que se desvive por satisfacer nuestras necesidades, con un poder judicial absolutamente independiente garante de nuestras libertades más elementales, y por encima de todos ellos unos poderes económicos que velan por el justo reparto de la riqueza y el bienestar de toda la población, sea cual sea su origen, clase o condición. ¿ Alguien lo duda ?

Nota tonta: he omitido el brexit palabro “spotting” porque no me parece nada representativo.

Hombre, no seáis malos, para un domingo puede valer, ¿ no ?

adolfo

2 comentarios

  1. Para la mayoría de los spotters, la fotografía es solo un medio para desarrollar su afición, que son los aviones, no estoy seguro que se les pueda catalogar como verdaderos y entusiastas fotógrafos aficionados o pro.

  2. Aprovecho y me manifiesto: se nos mete a todos en el mismo saco, spotters son una cosa y fotógrafos especializados en aviación son otra muy distinta. Al primer grupo una de sus prioridades es “capturar” determinado modelo, pintura especial o incluso matrícula de un avión, dejando un poco de lado la parte técnica o creativa de la fotografía. A los que nos consideramos fotógrafos aeronáuticos la prioridad es la misma que a un fotógrafo de cualquier otra disciplina: calidad de imagen, composición, momento, etc. Son dos mundos comunes pero muy diferentes…
    He dicho, y mil gracias Alfonso por no decir spotters, odio ese anglicismo, jejeje!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.