2

Si, si, hoy es Viernes Santo.

Quien lo iba a decir.

Yo no soy religioso. Los Hermanos Maristas se encargaron de demostrarme hace muchísimos años que en el cielo solo hay estrellas y que nosotros estamos hechos de polvo de las mismas. Conmigo tuvieron un pequeño o gran fracaso. Lástima, algunos, solo algunos, eran buena gente.

Sin embargo hoy, aunque no lo parezca, es Viernes Santo, el Viernes Santo más raro de toda mi vida. Os deseo a todos que no tengamos otro igual (ni tampoco peor).

Solo quería decirlo aquí.

Mucha salud, mucho ánimo, mucha paciencia y un poquito de suerte.

Adolfo

adolfo

2 comentarios

  1. Siempre mira el lado brillante de la vida. Que peliculón. Y muy oportuno. Yo tampoco soy católico ni apostólico ni practico ninguna religión, pero siempre he dicho que se puede ser tan religioso o más que los que lo practican. Porque ser religioso es una actitud que no depende de ninguna religión. Espero que cuando pase todo esto, todos seamos un poquito más religiosos y que todos nuestros intereses sean un poco más colectivos. Y que como dice el refrán, que no haya mal, que por bien no venga…

  2. Pues no pondría yo mucho las manos en el fuego por que dentro de 6 o 7 años no nos saquen a la plaza otro «experimento bacteriológico» primo del zumosol hermanito a éste, del cual ya ni nos acordaremos, como viene sucediendo….y todo, porque algunos tienen intereses bastante mas colectivos que los que tiene el ciudadano de a pie ( como han demostrado dejándolo entrar sin poner medidas ningunas a pesar del conocimiento del problema), pero claro, si no hacen la escabechina, que se está haciendo, y la ruina que se está provocando a un país entero ( el confinamiento y parón laboral salía mas barato al parecer que poner los medios para frenarlo en frontera y aeropuertos, entonces la cosa no hubiese tenido gracia. En fin, mejor no seguir…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.