3

La severísima Optical Limits encumbra al altillo del Olimpo de los dioses al glorioso Canon RF 85mm f/1.2 USM L, amén: lo nunca visto.

Todo honor y toda gloria, amén.

Este artículo, por exigencias del guión, va a ser capicúa:

Cap: Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, ¿qué tiene que haber pasado para que la severísima Optical Limits haya puntuado con un 9,5 la calidad óptica de un objetivo, puntuación inimaginable para los baremos de esta WEB?

Y yo, enloquecido de puro gozo canonista, solo acierto a poneros aquí la conclusión del análisis, pero os remito a los enlaces para que lo veáis todo, todo y todo.

Eso si, no puedo evitar poner la maligna puntilla de que las pruebas han sido hechas con la EOS-R y su “fascinante” filtro AA, así que ya estoy esperando a ver las mismas pruebas con la EOS-R5 y su también fascínate filtro AA, o mejor aún con una Sony Alfa 7R IV o una Nikon Z adaptada (distancia de registro 20mm vs. 18 ó 16 mm). Seguro que algún gurús me hace un favor.

Leedlo atentamente porque estas cosas solo suceden una vez en la vida.

Lo nunca visto: para incrédulos.

Veredicto

En lo que respecta a las capacidades ópticas, la Canon RF 85mm f/1.2 USM L es nada menos que sobresaliente. Es uno de los mejores, si no el mejor, objetivo que hemos probado hasta la fecha. La resolución es extravagante, especialmente considerando su máxima apertura extrema. La mayoría de los lentes se considerarían afortunados si pudieran ofrecer un rendimiento máximo similar al que ofrece el RF 85mm f/1.2 a f/1.2 ya. Los CA laterales son insignificantes y las distorsiones de la imagen son básicamente inexistentes. Hay algo de viñeteado en las imágenes RAW, pero eso es normal en este tipo de lentes y puede ser corregido en la cámara o en el post-procesamiento. En términos de bokeh, hay dos escuelas de pensamiento. Si se trata de la capacidad de producir tanta separación de objetos y desenfoque de fondo/primer plano como sea posible, no mejora. Sin embargo, cuando se mira un poco más en los detalles, hay algunas imperfecciones. A la lente no le gustan los contrastes fuertes en la zona de transición del enfoque (posterior). Para ser justos aquí – probablemente no notarán que esto es la mayoría de las escenas. Los puntos de luz desenfocados están bien representados. Sin embargo, si le pregunta a su servidor si quiere comprar este objetivo o el USM L DS de 85 mm f/1.2 RF, se decantará por el último. No hay nada mejor que un bokeh cremoso que uno más cremoso, pero eso es también una cuestión de gusto, por supuesto. La franja de bokeh está muy bien controlada, aunque no está totalmente ausente en f/1.2.

La calidad de construcción de la lente es excelente pero no esperábamos menos en esta clase de precio. Canon utilizó materiales de calidad y es, por supuesto, resistente al polvo y a la humedad. El anillo de enfoque es muy suave y el anillo de control añadido es una ventaja si se quiere controlar, por ejemplo, la apertura del objetivo también. Dicho esto, esto es también un ladrillo de una lente. No es demasiado largo, pero es “gordo”. Y es pesado – 1,2 kg de peso – lo que puede limitar un poco el factor de diversión si tienes que llevarlo todo el día además de todo tu equipo. El AF es bastante rápido para un lente así, aunque no es “instantáneo”. Algunos también pueden pasar por alto un estabilizador de imagen – después de todo Canon fue capaz de encajar uno en el EF 85mm f/1.4 USM L IS. Sin embargo, la calidad de centrado tiende a ser mejor en los lentes no IS y ahora puedes obtener el IS de la cámara de todos modos.

Muy recomendable… ¡por supuesto!

Lo nunca visto: para esperanzados

Bueno, en realidad estas cosas sucederán dos veces en la vida: una es esta, y la otra es cuando los chicos de Optical Limits analicen a mi nuevo EF 24-70F2,8-4L IS USM. Yo ya les tengo preparada la tabla de puntuación para ahorrares trabajo, y naturalmente es la que os muestro en la imagen ilustrativa.

Nota no tonta, pero si más maligna que la anterior: ¿si os dijera que la galería de muestras está muy bien, incluso es excelente, pero me parece estar viendo las imágenes a traves de un finísimo papel vegetal (filtro AA en lenguaje culto), me creeríais?

I Cua: Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, Madre del Amor Hermoso, ¿qué tiene que haber pasado para que la severísima Optical Limits haya puntuado con un 9,5 la calidad óptica de un objetivo, puntuación inimaginable para los baremos de esta WEB?

Extasiaos y maravillaos mirando aquí:

adolfo

3 comentarios

  1. Me cuesta imaginar que esté justicado su precio más del doble que el EF 85/1.2
    Sinceramente no entiendo por que Canon se pega esta pasada con los precios.

  2. Lo que parece claro es que si no te viene de un duro, ni de dos, ni de tres..Las ópticas RF línea roja, no decepcionan. Al contrario.

    Ahora falta rematarlo con cuerpos de precio terrenal para atraer a los incautos: Las R5 y R6 serán las de la cola, sobretodo si lo analiza DXOMark, pero seguro cumplen con el mínimo exigible e incluso sacan fotos “aprovechables”.

    Sr,Canon, ahora que no me oye el Sr.Adolfo, priorice por delante del legendario unicornio 24-70, un cuerpo con montura RF, sensor APS-C, sellado, sin filtro AA y sensor que rivalize e incluso supere, una vez en la vida no es tanto pedir, a cualquier Sony homonimo..Por unos 1500€.

    A cambio le prometo comprar-lo. Promesa que podria saber a poco hace un año pero hoy, tal i com està el patio: Una venda segura es una posibilidad menos de caer en el “oyo”.

    Poca broma.

    Si, ya sé que es muy tozudo Sr.Canon, pero o hacen productos atrayentes más allá de los flagship o se van a hundir del todo en menos que canta un gallo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.