0

El responsable del diseño del M.Zuiko 150-400 mm F4.5 IS PRO es sometido a tortura y confiesa todos su pecados.

Por dentro: para estudiosos y curiosos

Cuando uno lleva leídos un par de párrafos de la amplísima entrevista uno se apercibe de se trata de un publirreportaje bastante evidente y de que al entrevistado no le hace falta abuela que lo glorifique porque se apaña él solito.

En parte se explica por este simpático párrafo que aparece al final de las conclusiones:

Aviso de contenido patrocinado: este artículo fue patrocinado por OM Digital Solutions Corporation, pero nuestras preguntas, comentarios y análisis son nuestros. (Las únicas ediciones que OM Digital solicitó para nuestro contenido involucraron asegurarnos de que usamos la marca correcta para la lente en sí y para OM Digital como empresa). Como siempre, realmente aprecio que OM Digital haya puesto a sus ingenieros a disposición para cuestionamientos tan profundos y ¡discusión!

Así que ya aleccionados sobre lo que os vais a encontrar os pongo aquí el párrafo de conclusión y después los enlaces a la entrevista que como digo es amplísima y explica muchas cosas.

Resumen

Me encantan las conversaciones que tengo con los ingenieros de cámaras y lentes; Es infinitamente fascinante para mí escuchar sobre los desafíos que enfrentan en su trabajo y cómo lograron superarlos. El  M.Zuiko 150-400 mm F4.5 IS PRO es un verdadero hito en el diseño de lentes, con una notable combinación de alcance de zoom, calidad óptica, rendimiento de estabilización de imagen, resistencia a la intemperie y portabilidad compacta y liviana. Es un poderoso ejemplo de los beneficios que aportan los sistemas Micro Four Thirds de OM Digital Solutions Corporation. Cada sistema tiene sus ventajas particulares, y ciertamente hay áreas en las que las cámaras de fotograma completo triunfarán. Sin embargo, si eres un tirador de deportes o vida salvaje, es difícil discutir con la gran calidad óptica y el alcance del zoom que ofrece el OM Digital 150-400 mm PRO, en un paquete extraordinariamente compacto, liviano y altamente resistente a la intemperie. Como dije al principio, en realidad parece una ganga, incluso a su elevado precio de venta de $ 7.500.

Todo lo demás lo encontraréis aquí:

Nota tonta:

A mí también me encantaría tener una seria conversación con los diseñadores de ópticas de Canon, y sin tener ni la más puñetera idea de óptica es posible que los pusiera en más de un aprieto. Lo digo desde la osadía que da la ignorancia y desde la audacia que da el saber que tal cosa nunca sucederá. Amén.

adolfo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.