0

Iker Morán se pasea muy cerquita de mi casa con los 28-70mmf2.8 de Sigma y de Tamron y nos cuenta que tal le ha ido.

¿A que desestabiliza esta imagen?

Solo un chicarrón del norte es capaz de enfrentarse a preguntas tan delicadas como la aparece subliminalmente agazapada en el titular.

Recomiendo vivamente que miréis con detalle la prueba de campo y sus muestras, porque son muy ilustrativas, pero ahora me vais a permitir (o quizás no, pero no lo vais a poder evitar) que os pongo aquí un “mega spoiler” que reventará por completo el artículo y le quitará toda emoción al asunto. Así de malo soy.

En la última frase del artículo Iker dice esto:

  • Pero si no es problema gastarse un poco más, por construcción, enfoque y tamaño nosotros nos quedaríamos con el nuevo Sigma.

Hala, ahí queda eso.

Nota tonta: vale, el Tamron es 28-75mm, pero por ese pequeño detalle de 5 mm no nos vamos a pelear por el título, ¿no?

adolfo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.