3

La influencia de la cultura en la focal estándar: ¿han perdido los fabricantes cristaleros el norte y la brújula?

Otra imagen de Thom

No penséis mal, yo soy incapaz de pensar en algo así. El que lo ha hecho es nuestro supergurú supernikonista super Thom Hogan, ahora reconvertido en nuestro filósofo de cabecera.

Esta filosófica meditación me ha encantado, y lo único que he sacado como conclusión es que yo sería feliz con un zoom 24-200mmF4 que fuera de campanillas, e incluso me conformaría con un 24-35-50-70-100-130-150-200F4 OctoElmaritOtusGMaster de más campanillas aún. Naturalmente en DSLY y también en mirrorless.

¿Alguien se apunta a la moción? Si recojo tres mil millones de firma seguro que nos lo hacen.

adolfo

3 comentarios

    • Sergio,
      Yo tengo (entre algunos más ) un 20-40/2,8 y un 75-200/4 … todo denpende del tipo de foto que le guste a uno.
      Saludos

  1. Por buscar una analogía con la pintura, sería como aconsejarle a un pintor qué pinceles comprar: uno fino de pelo suave y plano, otro medio y grueso; de punta redonda, acrílico, espátulas varias… Según el estilo de pintura que le guste.
    Pues al final irá comprando según sus necesidades. A unos les bastará con tener dos pinceles y cuatro colores básicos. Otros se harán con un arsenal de herramientas y una caja con 50 colores…
    En general, sí te gusta la fotografía y te lo puedes permitir, te harás con todas las ópticas y distancias focales que puedas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.