14

Mi primavera 2022 en el Valle de Benasque.

Algunos, los más observadores, seguramente habrán percibido una bajada de actividad mía en algunos días de los pasados meses de mayo y junio. Es cierto, y el motivo no es otro que mi mujer y yo hemos pasado una temporada en el Valle de Benasque paseando por mis queridas montañas, y allí, además del Blog hay que atender a otras cosas: pasear, fotografiar, revelar, clasificar, y comer. No lo dije entonces porque no me gusta airear que no estoy en mi casa de Barcelona, las paredes oyen y los amigos de lo ajeno están al loro.

Título de la colección de fotos de este año: 343 de paisaje y 625 de flores

 

Nunca habíamos pasado una temporada de primavera entera en Benasque, pero esta vez hemos estado desde el 1 de mayo hasta el 15 de junio. Al principio no había flores, pero luego se produjo una explosión y los prados estaban repletas de ellas. El bosque, en otoño, tiene el aspecto de un lienzo en el que hayan soltado a un Vincent van Gogh enloquecido con tropecientos mil pinceles y toda la paleta de amarillos, ocres y rojos. En primavera van Gogh continua enloquecido pero ha cambiado la paleta por la de todas las tonalidades posibles del verde. No se puede hacer justicia a esos paisajes con una cámara fotográfica y menos si detrás de ella estoy yo.

Aún así voy a martirizaros con lo que es mi primera galería, es esta:

Como las WEB’s se entienden mal con nombres largos y con cualquier aberración ortográfica como comas, apostrofes, eñes, y demás lindezas que han inventado los lingüistas para complicarnos la vida, he puesto a todas nombre cortos y poco significativos. En todo caso lo importante no es eso, sino su contenido.

  • El primer grupo son fotos en color de paisaje.

En primavera El Valle de Benasque Benasque, y todo el campo en general y el Pirineo en particular, es una sinfonía de verde, agua, flores.

Me he vuelto a reconciliar con mi EF 24-70F4L IS USM y lo he puesto en mi EOS 5D Mark IV. No he hecho demasiadas fotos, y las que he hecho no acaban de gustarme, pero alguna cosa os tengo que enseñar aunque me dé bastante vergüenza.

Destaco que cogimos unas semanas en que hizo bastante calor y el deshielo se aceleró. Los torrentes y cascadas llevaban una cantidad de agua colosal y el problema era que no se podían fotografiar pues en cuanto te acercabas mínimamente te veías rodeado de un denso “spray” que te dejaba calado hasta los huesos. Aún así, colocarse al lado de un salto, por pequeño que fuera, te transmitía una sensación de energía imposible de describir. Alguna imagen sí que me atreví a tomar, e incluso alguna secuencia de varias imágenes del mismo lugar en segundos distintos. La idea era congelar el agua y resaltar que en una caída libre todo son burbujas. No tiene ningún mérito, simplemente a F8 subía el ISO hasta que la velocidad rozaba los 1/8000 seg, pero es resultado es divertido. Las C03 a C10 son de este tipo. la naturaleza es un espectáculo continuo y completo.

La fotos de paisaje normal no tienen nada de particular, simplemente son búsquedas estéticas mayoritariamente frustradas.

Sin embargo hay varias que merecen un poco de explicación, por lo singular.

  • La C20 la he titulado “la broma”: efectivamente, es un reflejo especular en las aguas de un lago que estaba liso como una lámina de grafeno recién planchada. Mientras montaba el trípode, la cámara, el filtro ND y encuadraba empezó a soplar un vientecillo cada vez más violento que agitó el agua hasta hacer que la foto fuera imposible. ¿Hay alguna prueba mejor de que Murphy no solo existe, sino que me vigila muy de cerca? Yo creo que no. Aún así tomé la foto y la titulé “la broma”. La idea es que en un par de años se cotice en Sotheby’s como si fuera un original de van Gogh.
  • Las C27 y C28 son curiosas. Se trata de un rio dentro de un lago. Lo fotografiado es un trozo de una enorme planicie que se llama el Pllan d’Estan que durante el verano es un prado y pastan las vacas en él. Por ese prado discurre un pequeño torrente con un recorrido sinuoso donde las vacas abrevan. Tendrá entre 1 y 2 metros de ancho como máximo, y en muchos sitios mucho menos. En invierno se cubre de nieve con mucho espesor y por él discurre el circuito de esquí de fondo de Los Llanos del Hospital. En primavera la nieve se derrite y en parte se evapora y en parte es absorbida por la tierra. Eso da lugar a un inmenso lago que dura por lo menos un mes y que incluso llega a cortar la pista de acceso a La Besurta, al final del camino hacia la Renclusa (refugio de partida para subir al Aneto) o a el Forao de Aiguallut (uno de los lugares más idílicos y de fácil acceso del Valle). Ese lago efímero es el que también se ves en las fotos C01, N01, N02 y N03. Pues bien, en las C27 y C28 lo que veis es ese torrente fotografiado a través de las aguas del lago que lo cubre. Si más no es una imagen curiosa.
  • La C12 merece una mención especial. La foto no tiene absolutamente nada, pero en el fondo del agujero que hay en la roca está unos de los lagos más espectaculares de todo el valle: es el lago de Llosas en el Valle de Vallibierna. Cuando estás en su orilla tienes delante una pared de piedra vertical de no menos 100 metros de altura que lo rodea en buena parte. Es impresionante y sobrecogedor. Sus aguas, quizás por el reflejo de la roca negra de la pared, son de un azul oscuro casi violeta. Parece cosa de otro planeta. ¿Y por qué es especial? Pues mirad, por esto:
    • En opinión de mi mujer y mía es el lago más bonito que hayamos visto nunca.
    • Cuando éramos más jóvenes y las piernas nos llevaban a donde queríamos ir fuimos varias veces hasta el lago y comimos allí. Ahora, con casi 70 tacos, ya no podemos llegar y nos quedamos a medio camino, en la Pleta de Llosas desde donde está hecha esta foto. No queda mucho. Son unos 250metros en vertical pero a través de un “roquedal inmenso” que ahora es inaccesible para nosotros. Eso hace que su añoranza sea aún más grande. Ese es uno de los puntos donde he dejado dicho que algún voluntario esparza mis cenizas. El otro es el lago de Escarpinosa, en el Valle de Estós, uno de los enclaves más bucólicos de la zona. Y el otro es el Plan de Aiguallut, para poder ver el Aneto por toda la eternidad. Yo espero que algún amigo del valle me haga ese favor.

El segundo grupo de fotos va dedicado a las flores:

Pero es también la constatación de una carencia, una degradación o incluso un fracaso.

Ya he contado alguna vez que a mi mujer le gustan mucho las flores y cuando compramos en pequeño apartamento que tenemos en Benasque en el año 1999 me propuse hacerle un álbum de flores. Yo las fotografiaba y ella las clasificaba por familias y especies. Tenemos una hoja EXCEL con hipervinculos a ellas de forma que la localización es muy fácil. A día de hoy tenemos 378 especies de 64 familias perfectamente documentadas. Habrá unas 5.000 fotos.

Bueno, lo de perfectamente documentadas es un decir. Al principio yo utilizaba la Canon EOS 400D con el EF 100mmF2,8 Macro de primera generación. El objetivo era y es muy bueno, y aún lo utilizo, pero la cámara era muy sencillita. Pero lo peor no era eso, lo peor era que yo no sabía ni lo que era un RAW y mucho menos revelarlo. Así pues, con un JPG directo de cámara y a pleno sol hay muchas fotos que dan pena.

Eso si, por aquellos años yo hacia las fotos en el campo, que es como se deben hacer. Solo alguna especie especial o rara me la traía a casa para hacerle fotos de estudio y sacar así algún detalle imposible en el campo. Sé que no se debe hacer, pero en alguna ocasión lo hice.

Las cosas han cambiado ahora. Utilizo el mismo objetivo, pero la cámara es la 5D Mark II, yo ya se lo que es un RAW e incluso me atrevo a revelarlo, pero ay señor, el cuerpo no es el mismo. En esta primavera he intentado hacer lo mismo que antes, pero no he podido. Me estiraba por los suelos con un trípode pequeño para intentar sacar las flores “in situ” como siempre, pero me dolía todo el cuerpo. Aún así el problema no fue ese, el problema fue que después de hacer alguna foto con muchos dolores y mucho trabajo, había que llamar al 112 y a los bomberos para que me levantaran y me pusieran de pie. Con todo el dolor de mi maltrecho cuerpecillo serrano he tenido que renunciar a fotografiar las flores en el campo. Ese es “mi fracaso”. Cuando vemos una especie de interés nos cercioramos de que alrededor hay muchas, cortamos una o dos, y las metemos inmediatamente en un vaso con agua de cualquier arroyo. Después las llevamos a casa y allí las fotografío “en estudio” y sentado en un taburete, porque si me siento en el suelo ya no me levanto.

El estudio consiste en una silla puesta al lado del balcón, una cartulina verde detrás (no hay flores verdes), un par de piedras que hacen de contrapeso y una pieza cúbica de corcho blanco con agujeros de todos los diámetros y profundidades. Con eso me apaño, no son nada del otro mundo, pero a mi mujer le gustan y le sirven para su clasificación. Ella contenta y yo también.

Así pues, «mea culpa». Reconozco que todas las fotos de flores que he hecho este año han sido “en estudio” y han sido “posados” (no se lo chivéis a los forestales). El Cielo me perdone y mi querida Madre del Amor Hermoso interceda por mí. He hecho 625 fotos, pero solo os muestro unas cuantas, solo para que seáis testigos de mi fracaso.

Para los amantes de la botánica, sin llegar a Master en el tema (mi mujer es solo una aficionada tardía), este es un trozo de la tabla EXCEL que tenemos que referencia las fotos de la galería.

Lista de flores

El tercer grupo es el de Blanco y Negro:

Me gusta el blanco y negro, siempre me ha gustado, y seguramente por alguna deformación malsana que no acierto a calificar, me gusta el blanco y negro “dramático” con texturas reforzadas e imágenes nada suaves. De este tipo son los ejemplos que os muestro en esta mi primera galería. Son fotos de paisaje, algunas de las cuales ya han salido en el apartado color y las he puesto simplemente porque me gustan.

Ostras Pedrín, me había prometido a mi mismo que esta vez, como no había fotos incrustadas sería breve, pero viendo lo que llevo escrito he visto que me he vuelto a pasar. Ya parezco más árido que el propio Thom Hogan del que yo me quejo tanto. Lo siento, pero la verdad es que no se que quitar.

Espero que os guste la galería, al menos un poquito. Lo que tenéis que sentir viéndola es que yo, intentando hacer cosas así, soy absoluta y totalmente feliz. ¿Qué más puedo pedir?

Muchas gracias y perdón por la paliza.

Adolfo                                                                                                          7-7-2022 Barcelona

Dos notas tontas

  1. ¿Habrá más galerías? Hombre, hacerlas es un poco coñazo, pero con tiempo voy a intentar poner algo de lo que ya os conté para el pasado otoño: Ftc 22-11-2021
  2. He puesto una nueva pestaña en la cabecera que os dará acceso directo a las galerías, bueno, a los artículos que hablan de ellas. Por ahora solo hay dos: una está hecha, la de «Primavera 2022» y la otra está por hacer, la de «Otoño 2021».

– nueva pestaña –

adolfo

14 comentarios

  1. Un placer ayudar a un amigo, Adolfo.
    No olvides comentar que vale la pena pulsar F11 y poner el navegador a pantalla completa, que se ven muucho mejor asi 🙂

  2. Estupenda galería, Adolfo. Se nota el buen ojo y buen hacer. Una edición delicada y respetuosa (yo he pecado mucho de dejarme contagiar por esos colores saturados y artificosos tan de moda en IG).
    La inicitaiva de involucrar tu trabajo personal en el blog me parece un plus que añade valor a fotochismes.com
    Sólo quería comentarte humildemente un detalle que observo con la pantalla de mi iMac: el rojo de las amapolas. Cuando aparece la fotografía, por una milésima de segundo, se parecian detalles y texturas que luego desparecen por la saturación del rojo. No sé si es cosa de la pantalla del iMac, del espacio de color de la web, o yo qué sé… Pero he cogido una de la amapolas y le he «retocado» el color, manteniendo el perfil en sRGB. Si quieres te la envío por email para que me digas qué piensas.

    Por lo demás, gracias por compartir tus fotografías (que hablan de ti, también) y ojalá haya más galerías.
    Saludos.

  3. Adolfo, es la primera vez que te escribo directamente (solo he participado en tus encuestas incluida la última) y es solo para decirte que para tener 68 años te quieres muy poco y ya va siendo hora que esto cambie. Haces unas fotos fantásticas y no sé de dónde sacas la vergüenza, pues deberías estar orgulloso. Tu fotografía muestra el Valle de Benasque tal cual es, sin modificar las imágenes para que parezcan otra cosa. Las fotos de las flores son una auténtica pasada y alguna de las de blanco y negro superan incluso las de color. Solo puedo felicitarte, aunque hacerlo me de vergüenza. Las fotos se hacen para uno mismo, pero también para enseñarlas y jamás debemos sentir vergüenza, porque en realidad no lo es, sino que es miedo a que algún animal de bellota nos diga que aquello que hemos hecho con toda nuestra ilusión no es lo suficientemente bueno. Gracias por tu trabajo y felicidades por las fotos. Yo también soy un apasionado de la naturaleza y de las montañas del Pirineo. Una abraçada!

  4. Estoy de viaje y en el telefono no se disfruta, aunque ya vi algunas fotos muy chulas, en cuanto tenga una buena pantalla me lo miro bien. Felicidades de antemano.

  5. Una verdadera preciosidad de fotos Adolfo. La C11 me encanta por como la diagonal corta en 2 planos de diferentes colores y distancias.
    La galería de flores es una maravilla. Hay montones de fotos que me encantan… Mi enhorabuena por ese excelente ojo crítico y la poesía de tus imágenes. Bonito regalo para comenzar el día.
    Muchas gracias!

  6. Espectacular galería Adolfo.
    Felicitaciones.
    Benasque sigue siendo mágico.
    Un cordial saludo a toda la peña.

  7. Me parece una maravilla esta galería. Esas fotos hasta se huelen y se escuchan, muchas gracias por compartirlas.

  8. Bueno Adolfo, por poner un pero, en la F38 yo habría cambiado la blanca a la derecha del todo.
    Qué fotos …
    ¡Si hasta se oye el frescor del agua y se huele el sonido de la brisa en esos canchales!
    Magníficas.

  9. Son Hepaticas Nobilis, una flor muy modesta pero muy bonita. Son las primeras que salen en primavera en el Valle. Las hay por todas partes: lo normal es que sean lilas o blancas, y muy raramente rosadas. Nosotros hemos visto alguna, pero este año no.

  10. Espectacular colección de imágenes Adolfo. Las tomas de las flores están muy curradas y quedan de impresión, incluso esas amapolas que a mi me parecen salir de la pantalla en algún modo de 3D. El blanco y negro no lo controlo tanto, mis ojos terminan buscando el color y es que no estoy entrenado en los tonos de grises por lo que no puedo opinar. Eso si, la tarea de tomar la fotos de flores es sacrificada pero eso de nombrarlas y clasificarlas es de otro planeta, santa paciencia la de tu dama. Seguiré con interés todos tus álbumes pues veo que tienen mucha calidad y son muy imágenes muy honestas. Cuídate que 68 todavía son muy pocos, comparado con la edad del universo eres un chaval. Recuerdos a tu dama.

  11. Hola!

    Se nota en cariño por esas tierras y esos aires serranos. Que los disfrutes mucho!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.